Una antropometría con protocolo ISAK ( Sociedad Internacional Para el Avance de la Cineantropometría) es una manera de estandarizar las mediciones de las distintas áreas del cuerpo para determinar la composición corporal de un individuo.  Se suele realizar en personas entrenadas, tanto en deportistas de resistencia (running, trail, bicicleta, triatletas…) como en deportistas de fuerza (musculación, pesas, fitness…)

 

 

¿Cuál es el procedimiento?

Primero se realizan las marcas de los puntos antropométricos, que son los que nos darán precisión para futuras mediciones. Pensemos que nuestra piel y capa de grasa son muy irregulares y puede cambiar dependiendo de dónde cojamos el pliegue, las marcas nos ayudan a tomar un pliegue lo más preciso posible.

¿Qué se mide?

  • Talla: es la altura máxima de pie.
  • Peso: peso en kg
  • Pliegues: después de haber realizado las marcas antropométricas se procederá a la medición de los pliegues mediante un plicométro.
  • Perímetros
  • Diámetros

 

 

Los pliegues medidos en el perfil restringido ISAK son:

  • Bicipital: bíceps
  • Tricipital: tríceps
  • Subescapular: en la espalda, debajo de la escápula
  • Cresta ilíaca: en el lateral del cuerpo, justo encima de la parte más alta de la cadera
  • Supraespinal:  un poco más hacia el centro del cuerpo que el anterior
  • Abdominal: a 5cm del ombligo
  • Muslo anterior: en la parte central del muslo anterior
  • Pierna medial: en la cara interior de la pantorrilla

 

 

Perímetros: se miden con una cinta métrica

  • Cíntura mínima
  • Cadera máxima (glúteo)
  • Brazo relajado
  • Brazo contraído
  • Pierna (pantorrilla)

 

 

Diámetros: se miden con un paquímetro

  • Húmero: codo
  • Fémur: rodilla

 

 

¿Qué resultados se obtienen?

A partir de las medidas realizadas se obtienen datos sobre la composición corporal del individuo como pueden ser % de grasa, masa muscular o masa ósea. No obstante, hay que aclarar que estos datos siempre serán aproximados y no debemos obsesionarnos con un porcentaje de grasa concreto. Aunque sí es cierto que realizar la antropometría periódicamente (cada 2 ó 3  meses) nos dará unos valores absolutos en centímetros de pliegues y circunferencias que sí demostrarán una evolución del deportista. Por ejemplo, si una persona tiene un sumatorio total de pliegues de 57mm y en la siguiente medición su suma ha disminuido a 53mm, sabemos que ha disminuido la grasa corporal.

 

¿Cómo debo prepararme para una antropometría?

Para realizar una antropometría es conveniente tener en cuenta varios aspectos para una mayor precisión de los resultados:

  • No haber realizado ejercicio físico en las 6 anteriores a la prueba.
  • Deberás llevar pantalón corto
  • En el caso de las chicas, deberán llevar además bikini o top deportivo

 

Como vemos, la antropometría con protocolo ISAK nos ayuda a estandarizar medidas corporales para evitar al máximo errores en las mediciones.

¿Te animas a conocer tu composición corporal?